Skip to content. | Skip to navigation

You are here: Home / Base de datos de caso / Germanwatch vs. Bayer

Germanwatch vs. Bayer

Case overview

Date filed 11 October 2004
Current status Concluido
Issue La cadena productiva de Bayer de ..de algodón, India
Summary of the case Un grupo de ONGs alemanas presentaron una queja en contra de Bayer ante el PNC alemán a causa de graves indicios sobre trabajo infantil en la producción de semillas de algodón.
El caso fue aceptado por el PNC alemán. Bayer respondió a los alegatos, afirmando que ellos hicieron lo suficiente en tratar el asunto. El procedimiento en el PNC continúa.
En el verano del 2003, el estudio “trabajo infantil y compañías transnacionales de producción de semillas hibridas de algodón” elaborado por el instituto indú “Glocal Research and Consultancy Services” (GRCS) de Hyderabad en India llamó la atención de CBG (Coordinación contra los Peligros de Bayer). En este estudio se analizan detalladamente las condiciones de la producción de semillas de algodón y la cooperación entre los proveedores locales y las compañías de semilla. Los resultados de este estudio han provocado una serie de promesas y actividades en India y Alemania, sin embargo ninguna de estas han conducido a Bayer a abstenerse de emplear trabajo infantil como ha sido documentado en un estudio reciente. Los resultados del estudio son alarmantes. El mercado indú de la producción de semillas hibridas de algodón está dominado por 6 empresas multinacionales: Unilever, Monsanto, Syngenta, Advanta, Emergent Genetics y Bayer. La producción de semillas híbridas de algodón es intensiva en mano de obra y se la realiza mayoritariamente en pequeñas granjas de algodón que proveen su producción a las grande compañías. Estas granjas, ubicadas en gran parte en el sur de India, emplean una gran cantidad de niños, sobre todo niñas entre los 6 y 14 años. Muchas de ellas trabajan en servidumbre y son obligadas a quedarse con sus patrones por varios años, su trabajo sirve como pago de préstamos a tasas de interés exhorbitantes. Por la utilización constante de grandes cantidades de pesticidas, la salud de los niños es afectada negativamente en forma permanente. Los salarios son tan bajos que los trabajadores adultos de estas granjas no pueden permitirse trabajar por esta tarifa: pues no habría ningún ganancia para mantener a sus familias. Esto conduce a que se empleen niños como trabajadores adicionales más baratos.
El estudio muestra que en India hay cerca de 450.000 trabajadores en la producción de semilla de algodón- más que en cualquier otra rama industrial. Las empresas de semillas controlarán la calidad de las semillas varias veces durante el año y por lo tanto tienen conocimiento de las condiciones laborales. Sería muy fácil para grandes empresas productoras prevenir el trabajo infantil pagando precios más altos por los productos, prohibiendo contractualmente el trabajo infantil y con un control adecuado. El estudio muestra que estas condiciones se aplican a la compañía ProAgro (subsidiario de Bayer). En el período de observación alrededor de 2000 niños estaban trabajando para los proveedores de ProAgro.
Después un año y medio, Davaluri Venkateswarlu de Glocal Research and Consultancy Services presentó dos estudios adicionales sobre la situación en Andhra Pradesh y sobre la situación en Gujarat y Karnataka.
El estudio muestra que aún decenas de miles de niños están empleados en la producción de semilla de algodón en Andhra Pradesh, 12375 niños trabajan para empresas multinacionales. Se estima que unos 1650 niños trabajan para ProAgro. Aunque es verdad que el número de niños ha disminuido, el estudio dice que esto se debe en gran parte a una estación seca con baja producción y por lo tanto menos intensa en mano de obra. El estudio describe las actividades de empresas multinacionales, que bajo presión local e internacional han reconocido su responsabilidad y han acordado cooperar con la fundación MV para suprimir el trabajo infantil, incluido ProAgro. Hasta ahora, las promesas no han sido cumplidas. Sólo después de protestas públicas provocadas por casos de muerte por intoxicación con pesticidas, fue que las compañías proporcionaron listados de pueblos y campesinos involucrados, como fue prometido.
El estudio sobre las condiciones en Gujarat y Karnataka muestran que otros 117.800 niños trabajan en la producción de algodón en estos estados. Hay indicios que existen planes para desplazar la producción de algodón de Andhra a otros estados donde los gobiernos locales son ‘menos rígidos’ que el de Andhra. Por preguntas de la prensa, Bayer ha admitido que existen problemas. Un portavoz de Bayer dijo que ahora los contratos contienen estipulaciones. Eso, sin embargo, no afecta las situaciones locales. Otras compañías habían hecho lo mismo con anterioridad, sin ningún resultado tangible: no existía ningún tipo de control o alza en los precios de los productos.
En diciembre del 2003 la Coalición contra los Peligros de Bayer, Germanwatch y Marcha Global contra el Trabajo Infantil enviaron conjuntamente una carta a Bayer y demandaron medidas inmediatas para abolir el trabajo infantil en sus proveedores. Entre otras cosas, se demandaron controles y precios más altos por los productos. La respuesta de Bayer Crop Science de ninguna manera se referió a estos asuntos. Por lo tanto, las ONGs decidieron presentar una queja contra Bayer ante el PNC alemán. Bayer sostiene que la producción de semilla de algodón esta directamente controlada por los subcontratistas. Las compañías más grandes no tienen ningún contacto directo con los productores. Existen “organizadoras de semilla” que poseen contratos de largo plazo. Estas organizaciones se establecieron en años recientes debido a un aumento de la demanda de semillas que resultó en un aumento de proveedores. Los contratos entre empresas agro-industirales y “organizadores de semilla” regularán todos los factores relevantes por adelantado: cantidad de producción, calidad, pagos, precios a productores. Estas condiciones son transmitidas por los intermediarios a los granjeros locales, los contratos entre la compañía primera y el subcontratista son prácticamente idénticos a lo largo de la cadena de intermediarios hasta el granjero local. Por su posición en el mercado Bayer/Proagro tiene dominio sobre los proveedores. Además, los contratos atan a los granjeros a una sóla compañía, ellos no tienen el derecho de vender a otro comprador, posiblemente a un mejor comprador.
Developments/Outcome On October 26, 2004, Bayer responded to the NGO complaint in a letter to the NCP that the complaint was unfounded. After an exchange of letters and having received comprehensive comments by both parties, the German NCP invited all parties to a meeting. Bayer objected to the participation of one of the NGO participants and thus refused to participate. Instead, Bayer stated that it had already taken constructive and concrete steps to solve the problems raised. Instead of a joint meeting, the NCP held separate meetings in which Bayer explained its plan on how to face the problem. The complainants felt that having separate meetings with the complainant and the company compromised the NCP’s (supposed) independent/objective nature because it put the NCP into the role of having to present the views and arguments of the company to the NGOs.

In December 2005, the complainants sent a letter to Bayer with questions regarding the company’s action plan. Despite a promise to do so, Bayer failed to respond. Independent research revealed that there were still 450-500 children working in the fields in the 2005/06 season producing for ProAgro/Bayer. After additional (separate) meetings in 2006 and 2007, the results of independent research indicating structural problems in Bayer’s implementation of the action plan were handed over, along with an analysis by the complainants, to the NCP in June 2007 for consideration.

In August 2007, the NCP concluded the complaint with a final statement. The complainants do not feel that the statement appropriately reflects their position. In order to further assess the outcome of the case, the complainants pledged to continue to monitor the situation on the ground and see how/whether the German NCP assumes the monitoring role that is foreseen in the final statement.
Relevant OECD Guidelines
Case keywords Cadena de suministro, Los derechos humanos, Medio Ambiente, Organización de las Naciones Unidas, Publicación de informaciones, Conflicto violento

NCP Information

NCP name National Contact Point Germany
NCP address Scharnhorststrasse 34-37 10115 Berlin, Germany
NCP website www.bmwi.de/go/nationale-kontaktstelle
Other NCPs involved

Complainants

ONG

Company Information

Company responsible Bayer
Company address Postfach 51368
Leverkussen
Germany
Company website http://www.bayer.com/
Company in violation Proagro Seed Company Private Limited
Country of operations India
Other companies involved

Timeline of developments

Some developments are only visible to logged in users.
Date Actor Action Description Document
20 August 2007 National Contact Point Germany declaración The NCP concluded the complaint with a final statement. In order to further assess the outcome of the cases, the complaint will continue to monitor the situation on the ground and will wait to wee how/whether the German NCP assumes the monitoring role foreseen in the final statement.  
11 October 2004 Germanwatch comunicado de prensa Las ONGs enviaron un comunicado de presa sobre la presentación de la queja en contra de Bayer ante el PNC alemán. download pdf (46Kb)  
11 October 2004 Germanwatch presentar Germanwatch, Global March Against Child Labour y la Coalición en contra de los peligros de Bayer presentaron una queja contra Bayer ante el PNC alemán. download pdf (56Kb)  
24 April 2003 informe The report on child labour the complaint was based on. download pdf (192Kb)  

Personal tools

OECD Watch is hosted by