Skip to content. | Skip to navigation

You are here: Home / Base de datos de caso / Fenceline Community y FoE Holanda vs. Royal Dutch Shell

Fenceline Community y FoE Holanda vs. Royal Dutch Shell

Case overview

Date filed 15 May 2006
Current status Concluido
Issue El depósito del petróleo de Shell en las Filipinas
Summary of the case En Filipinas, Shell es culpable de manipular las autoridades locales y de no informar adecuadamente a los residentes y empleados locales sobre los peligros de sus operaciones. Esto implica que la empresa ha retenido información sobre seguridad ambiental y sobre las consecuencias de sus actividades para la salud y la seguridad de las personas. Además, la compañía carece de planificación para disminuir los peligros alrededor de sus depósitos del petróleo.
Developments/Outcome Después de efectuar una rápida evaluación inicial y aceptar el caso, el PNC holandés participó en una amplia labor de comunicación, que incluyó numerosas reuniones, llamadas telefónicas, cartas y correos electrónicos con ambas partes durante el proceso. Los avances en un proceso paralelo en el Tribunal Supremo de Filipinas retrasó inicialmente el procedimiento de instancia específica, pero el PNC decidió finalmente que su manejo del caso no perjudicaría los procesos legales locales y decidió avanzar con el caso. A mediados de 2008, el PNC contrató a un experto local, con quien las partes estaban de acuerdo, para llevar a cabo una investigación inicial, entrevistas y la evaluación de la situación en Manila. Dos miembros del PNC y un miembro de la secretaría del PNC visitaron Manila en noviembre de 2008 para discutir los temas con los expertos locales y las partes filipinas del reclamo. Los miembros del PCN también llevaron a dos expertos holandeses especializados en los temas de salud, seguridad y medio ambiente para llevar a cabo una investigación en la porción de Shell del depósito de aceite.

A principios de 2009, el PNC intentó juntar las partes locales e internacionales en reuniones de mediación en Manila, pero el PNC no pudo lograr que las partes llegaran a un acuerdo sobre los términos y los temas de la mediación, ya que el tema de la reubicación de la estación era el asunto central. Imposibilitado de reunir a las partes para la mediación, el PNC cerró el caso y emitió una declaración final en agosto de 2009, más de tres años después de que el reclamo fue presentado. En su declaración, el PNC descartó dos de los alegatos de los reclamantes (aunque no pudo investigar o verificar completamente uno de los dos) y sólo aceptó uno de los argumentos, señalando que Shell no ha cumplido con la cláusula de las Directrices de la OCDE en materia de divulgación de información no financiera, incluyendo informes sobre el medio ambiente, en su interacción con las comunidades locales y las partes interesadas. La declaración del PNC incluye una serie de recomendaciones a Shell para mejorar la aplicación de las Directrices en sus operaciones.

Los reclamantes culpan a la obstinación de Shell y su obstrucción del proceso de instancia específica por el fracaso del PNC en llegar a una solución mediada. Como ejemplo, citan los requisitos de confidencialidad excesivamente altos de Shell durante el procedimiento (una situación que el mismo PNC, en su declaración final, llama “lamentable” y contraproducente, pero fue incapaz de hacer nada en contra). Los reclamantes creen que mientras el PNC realmente hizo todo lo posible para llegar a una solución mediada, sus manos estaban atadas, ya que carecía de autoridad para obligar a una gran empresa como Shell hasta para hacerla participar en la mesa de negociación. El carácter voluntario de las Directrices y la ausencia de consecuencias ligadas a la violación de las Directrices significa que el PNC no puede obligar a las empresas a tomar las directrices de la OCDE en serio.

El caso arroja una luz siniestra sobre el funcionamiento actual del mecanismo de instancia específica de las Directrices de la OCDE y pone en relieve la urgencia de fortalecer y actualizar las directrices en la revisión de 2010. En este sentido, las “otras reflexiones” al final de la declaración final del PNC holandés proporcionan alguna orientación constructiva.

Uno de los resultados del caso es que la Shell de Filipinas ha iniciado una evaluación de riesgos “independiente” de la estación Pandacan e invitó a algunos residentes locales e interesados a participar. Sin embargo, un gran grupo de ciudadanos locales y líderes de la comunidad tiene dudas acerca de la “independencia” de la iniciativa. Las preguntas se plantearon directamente a la Shell de Filipinas, pero la empresa se ha negado a responder.
Relevant OECD Guidelines
Case keywords Industrias extractivas / Sector minero, Buscar / aceptar exenciones, Participación política, Medio Ambiente, Sector energético, Procedimientos judiciales paralelos, Publicación de informaciones, Soborno / Corrupción

NCP Information

NCP name National Contact Point Netherlands
NCP address Den Haag, Netherlands
NCP website http://www.oesorichtlijnen.nl/
Other NCPs involved

Complainants

ONG

Company Information

Company responsible Koninklijke Nederlandsche Petroleum Maatschappij
Company address Carel van Bylandtlaan 30
2596 HR Den Haag
Netherlands
Company website http://www.shell.com
Company in violation Koninklijke Nederlandsche Petroleum Maatschappij
Country of operations Philippines
Other companies involved

Timeline of developments

Some developments are only visible to logged in users.
Date Actor Action Description Document
31 August 2009 National Contact Point Netherlands declaración El PNC holandés emitió la declaración final del caso. download pdf (154Kb)  
31 August 2009 National Contact Point Netherlands comunicado de prensa Comunicado de prensa sobre la declaración final del PNC. download pdf (55Kb)  
15 May 2006 Friends of The Earth International comunicado de prensa Organizaciónes ambiental publican una nota de prensa sobre la presentación de las quejas. download pdf (85Kb)  
15 May 2006 Friends of The Earth International presentar En las Filipinas, Shell es culpable de manipular autoridades locales y de no informar adecuadamente a residents locales y a empleados sobre los peligros de sus operaciones. Esto implica la retención de información sobre la seguridad ambiental, las consecuencias de salud y seguridad de las actividades de Shell. Además, la compañía falta planes para disminuir los peligros alrededor de su depósito del petróleo. download pdf (299Kb)  

Personal tools

OECD Watch is hosted by